Consejos para viajar con niños.

Para muchos, la llegada de los más pequeños al hogar puede significar un parón en viajar, ¿cuántas veces nos habrán dicho el famoso “aprovecha para viajar ahora, que con niños…”? En nuestra opinión, ¡nada más lejos de la realidad! Además, incluso los médicos reconocen que el viaje es muy positivo para la salud mental de los niños, y nosotros queremos lo mejor para ellos, ¿verdad?

Hace dos semanas os hablamos sobre los 10 productos imprescindibles para un verano con el bebé, y en esta ocasión os traemos unos consejos para viajar con niños para que ese viaje en familia sea más ameno y cómodo para todos.

Consejos generales:

Lo primero es lo primero, y antes de coger el transporte de nuestra elección, debemos tener muy en cuenta qué no nos podemos olvidar de meter en la maleta.

 

-Documentación que no puedes olvidar:

 

Importante que no nos olvidemos la documentación necesaria, como por ejemplo el DNI. Éste no es obligatorio hasta los 14 años, pero si planeáis viajar en avión es probable que os haga falta pues muchas aerolíneas lo requieren. Además, a pesar de que en la mayoría de los países de la UE es suficiente con el DNI, si vais a viajar incluso a otro continente, el pasaporte os hará falta.

La Tarjeta Sanitaria es otro imprescindible, y no os olvidéis de pedir con antelación la Tarjeta Sanitaria Europea en caso de viajar fuera del país. La podréis solicitar por Internet y tiene un año de validez.

A pesar de tener con nosotros la Tarjeta Sanitaria, siempre es bueno tener a mano un pequeño botiquín con lo esencial como pueden ser un termómetro, cualquier medicación que necesite o tiritas para cualquier caída tonta que puedan tener los peques al corretear por cualquier parque.

Si vamos a viajar con familia numerosa, ¡que tampoco se os olvide la documentación por si os la piden!

 

-¿Sillas de paseo, carritos o mochila portabebés?

 

Dependerá mucho en la edad de los peques, pero lo que sí creemos es que si es de corta edad, probablemente la mochila portabebés no sea suficiente, aunque sí de gran ayuda. Consideramos que muchas horas “colgando” puede ser cansador tanto para la criatura como para quien lo lleve, por lo que sí que recomendamos una sillita. Hoy en día, por suerte, hay tanto sillitas como portabebés realmente aptas para viajes por ser plegables y totalmente compactas como son el caso de la GB Pockit y Boba Air, respectivamente.

 

-Trona para bebés:

 

Muchas veces cuando estamos de viaje solemos ir a restaurantes locales para conocer un poco la gastronomía del lugar. Muchas veces, también, si vamos con un bebé y necesitamos una trona, no tienen o está ocupada. Nosotros no aconsejamos necesariamente llevar la trona de viaje pues creemos que puede llegar a ser un bulto de más y no necesario, pero en caso de querer llevar un sustituto, algo realmente compacto que puede caber en cualquier esquina de la maleta es la trona TotSeat.

 

-Entretenimiento y comida a bordo:

 

De lo más importante que podemos hacer durante un viaje en familia es entretener a los peques, coger un par de sus juguetes favoritos para las horas de espera que puedan tocar en el aeropuerto o cualquier descanso que hagamos, su cuento favorito, jugar a los juegos de tod la vida como el “veo, veo”… Todo será más a menos tanto para los pequeños de la casa como para los papás y mamás.

¡Y no nos olvidemos de la comida! A veces nos toca hacer viajes largos y más nos vale ir bien preparados para esos momentos en los que las tripitas de los peques empiezan a rugir.

Consejos para viajar en coche con niños:

 

 

Una de la cosas que más nos pueden llegar a preocupar de viajar en coche con niños son los mareos y vómitos de los peques.

Evidentemente, cada niño es un mundo y las medidas contra los mareos cambiarán, pero aquí os dejamos unos pequeños tips para evitar los mareos y vómitos en los viajes en coche:

 

-Los niños se marean menos cuando van durmiendo, por lo que aprovechar el momento de la siesta o de noche para hacer un viaje en coche puede ser ideal para ellos.

 

-Viajar con el estómago totalmente lleno tampoco ayudará, menos aún si hace mucho calor o hay olores intensos. Será mejor que hayan comido bien antes del viaje, y si les entra hambre coman algo ligero como fruta.

 

-Como todos sabemos, la lectura favorece los mareos, por lo que será mejor evitar que lea un libro.

 

-No olvides las bolsitas por si hiciera necesario, y unas toallitas y trapo para limpiar al peque y lo que se haya podido ensuciar. Vomitar deshidrata, ¡por lo que tener una botella de agua a mano será importante!

 

Si el peque está despierto, será mucho mejor si está entretenido. Además, es aconsejable una parada cada dos horas para estirar las piernas de todos y tomar un poco el aire.

 

Un problema que se nos puede presentar es la silla de coche. Si nos desplazamos con nuestro propio vehículo, no hay ningún inconveniente, pero si lo que hacemos es alquilar un coche al llegar al destino puede que esto sí sea un pequeño problema, pues muchos no están bien preparados, puede que no les quedan sillas, el coste por día por alquiler se dispara y un sinfín de razones.

 

Nosotros os presentamos esta solución que os puede venir muy bien tanto en taxis, autobuses y coches de alquiler, la silla de coche portátil y plegable Urban Kanga.

 

Consejos para viajar en avión con niños:

 

 

Esto dependerá mucho del tipo de trayecto que se vaya a realizar, pero lo que sí hay que tener en cuenta sea el viaje que sea es que conviene mantenerlos entretenidos.

 

Los juegos de toda la vida como el “veo, veo” que ya hemos comentado, el juego del alfabeto que consiste en escoger un tema (personajes de dibujos animados, por ejemplo) y sacar un nombre que empiece con esa letra son los mejores para pasar el rato. Coger su juguete o cuento favorito para las horas de espera en los aeropuertos.

 

Es importante que los niños vayan cómodos en los viajes largos, incluso podéis llevar un pijama en el equipaje de mano para ponérselo en un momento y duerma plácidamente.

 

Sabemos de sobra que el avión no es lo más cómodo para dormir, pero los niños de hoy en día cuentan con una ventaja, y es que está todo mejor preparado. ¿Os imagináis el poder llevar una maleta de mano capaz de poder convertirse en una cama apta para los aviones?

 

Pues JetKids de Stokke lo ha conseguido con Bedbox.

 

Respecto a las sillitas, tenemos que tener en cuenta que no son aptas para la cabina del avión, pero puedes llevarlas hasta la misma puerta del avión y allí el personal la recogerá para meterla en la bodega.

Consejos para viajar en tren con niños:

 

 

La gran ventaja es que no hace falta que estemos dos horas antes en la terminal para pasar los controles de seguridad como en los aeropuertos, por lo que los niños no se aburrirán de más.

 

Además, se puede pasear por los pasillos e ir a la cafetería para tomar algo (aquí el portabebés os vendrá muy bien) y cuentan con unas ventanas enormes por las que el niño podrá mirar sin parar el paisaje durante el viaje.

 

Recordad que los niños menores de cuatro años no pagan billete y no ocupan asiento, pero que no se os olvide indicar los datos del bebé en la compra, pues Renfe lleva un control de pasajeros.

 

Un pequeño tip, a la hora de elegir asiento de manera virtual, buscad bien pues existen aquellos asientos al final de las filas de dos que son individuales, por lo que podríais entrar perfectamente con el carrito o sillita.

 

Algunos baños del AVE tienen un cambiador pequeñito que os puede servir de ayuda.